Agradecimiento de Familia Toro Jeldres

Publicado el 20 de marzo de 2015 | No hay comentarios.

Concepción 20 de marzo 2015

De la Familia Toro Jeldres:

                A las Religiosas del Sagrado Corazón.

Querida Edith, a nombre de mi familia, especialmente de mi madre, Filomena, mi hermana Angela, queremos hacer llegar nuestra gratitud  por su apoyo, oraciones  y compañía en este momento que como familia vivimos. Que se extienda este saludo a las comunidades.

Creemos que nuestro hermano Carlitos, ha sido “liberado” del cuerpo que lo tuvo prisionero durante cinco años. A sus 56 años nos ha dejado con la certeza de que se aferró a la vida, fui testigo de su lucha por la vida cuando llegó a Santiago con la posibilidad de una rehabilitación, sorteó operaciones, cuadros de neumonías y muchas cosas más, manifestó en algún período contra todo diagnóstico médico recuperar comer vía oral y hasta verbalizar algunas palabras, su comunicación era gestual, quien seguro comprendía todos sus gestos fue Claudia, quien ha sido fiel en su Amor.

Queridas hermanas la familia agradece todas sus oraciones, sabemos que cada vez que él estaba en crisis ustedes se unían en oración. Soy testigo de la “cadena de amor” que yo viví el día lunes 16 comenzando con mi salida  de Alhué a las 20:20 de la tarde con la posibilidad de un horario de salida de bus Melipilla – Santiago a las 21:20 hrs…gracias comunidad de Santa Olga por la espera en el terminal, por Villa Alemana con su llamada telefónica,  por  las hermanas en Conce , por las amistades, por cada comunidad que me escribió al correo o llamó por teléfono. Gracias por sentir que somos una gran familia del Sagrado Corazón.

Quiero terminar este compartir con algunos versículos del Salmo 121 (120) Dios no te faltará… que yo rezaba  pidiendo por mi hermano y también para mí…

Dirijo la mirada hacia los montes: ¿de dónde me llegará ayuda?...

El Señor es tu guardián y tu sombra, el Señor está a tu diestra.

Durante el día el sol no te maltratará, ni la luna de noche.

Te preserva el Señor de todo mal, él guarda tu alma.

El te guarda al salir y al regresar, ahora y para siempre.

Este Salmo es mi fuerza especialmente durante este período de fragilidad de mis seres queridos, confío en “mi guardián”, de Él me viene su ayuda y pido para mis padres, mis hermanos Angela  y Jorge también su protección.  Hoy, Carlitos nos acompañará de manera especial.

Queridas hermanas un abrazo grande y unidas en la oración. Mané, rscj.

-----

EQUIPO COMUNICACIONES

 

comentar

Comentarios

Diseño Web - Posicionamiento Web - Sistema Web