Tiempo de Cuarentena

Publicado el 23 de abril de 2020 | Hay 1 comentario(s)

Hace unos meses que nuestra vida se vive en un constante movimiento.

Desde que comenzó toda la alerta sanitaria en nuestro país, es que empezamos a realizar nuestro trabajo sin saber con que nos encontraremos al día siguiente, con una incertidumbre por el cambio constante de todo lo que conlleva una pandemia de este tipo que cada vez se nos acerca más.

Si bien, nuestro equipo de trabajo no está combatiendo tan de cerca como lo hace el personal intrahospitalario, pero esto no quiere decir que estemos ajenos a la realidad. Al contrario, nos sentimos igual de cerca, trabajamos directamente con la comunidad, todos los días atendemos personas según sus necesidades de salud, los primeros días fueron un caos, se nos junto todo, hace un mes iniciábamos una campaña de vacunación en medio de comunicado por el ministerio anunciando que las cifras de coronavirus se habían duplicado y desde entonces nada fue igual. Tuvimos días intensos, lidiando con el miedo y la ansiedad de cada paciente, con cambios en las prioridades de las vacunas, armando y rearmando puntos de vacunación que nos permitieran no tener a la gente aglomerada, llegando hasta atender a más de 1.500 personas en un solo día.

Un equipo directivo buscando todos los días nuevas estrategias que permitieran poder ser resolutivos en el menor tiempo posible con cada paciente tratando de entregar una atención oportuna y de calidad.

En estos días los roles que cada uno tiene son transformados a la "disposición" y a la "vocación" de decir simplemente, ¡Aquí estoy!, ¿en qué puedo ayudar?... y así vamos día a día sacando adelante la tarea, que ha sido super agotadora, pero que sin duda nos ha enseñado más que nunca. Hoy todos manejamos distintas áreas, hemos aprendido a hacer nuevas tareas, nos hemos hecho más humanos y sobre todo a tener sentido del humor como terapia para afrontar el miedo, ese miedo que en ocasiones te paraliza, pero que en otras se transforma y te permite seguir adelante, tomando siempre las medidas y resguardos necesarios para cuidarnos nosotros y cuidar al resto.

Hoy no imagino mi vida sin mi profesión, no me arrepiento ni un solo segundo en haberla elegido, agradezco infinitamente el lugar y el equipo de trabajo con el que estoy, esta ha sido la tarea más dura que me ha tocado en mi carrera, pero la que ha sacado lo mejor de mí y me entregado la mejor enseñanza.

 

Ma. Fresia Carvajal Navia, Enfermera Universitaria, Cesfam Ma. Cristina Rojas

 

comentar

Comentarios

comillasEn diversos momentos hemos sido testigos de tu entrega, para ti siempre hay tiempo y ganas de ayudar al prójimo, Muchas gracias ??comillas

Mey Publicado el 29 de abril de 2020 a las 17:04:46

Diseño Web - Posicionamiento Web - Sistema Web