Aniversario Pascua Anna Du Rousier

Publicado el 28 de enero de 2015    |   Desde el corazón (Borrador)

“El 20 de enero de 1880 vuelve Anna du Rousier de su gira por las casas del sur a La Maestranza. Al día siguiente dirige a sus hijas su última conferencia concluyendo de esta forma:

“No pensemos más que en glorificar el Corazón de Jesús, que en amarlo. Esa es toda la razón de nuestro ser; qué consuelo pensar que todo lo que hacemos, no tiene más que ese fin. Santifíquense, mis hermanas, santifíquense, ustedes no deben tener otra preocupación”.

 

“Aquejada por una “fiebre catarral” producto de un “enfriamiento interior” se fue debilitando rápidamente, pero sin perder nunca el juicio. Por lo mismo, poco antes de morir, ella misma pide que se le lean unas líneas que ha preparado para ese momento. No es extraño que Anna hubiera tomado esa precaución, ya que es común en ese entonces que se reserven algunas lecturas especiales para “la última plegaria” con mucha anticipación como una forma de prepararse espiritualmente para el encuentro con la justicia divina.”

“Momentos después, aún lúcida, pide el correo y da unas instrucciones prácticas que son sus últimas palabras, agravándose luego su estado de salud. Luego de una noche de sufrimiento, pasado el mediodía del 28 de enero, Anna -después de recibir los santos óleos y la absolución - frente a un crucifijo y a una pequeña estatua de la Virgen María cierra los ojos para siempre, en el mismo momento que la comunidad rezaba por su mejoría frente al Santísimo Sacramento. Su lecho se encontraba rodeado por algunas religiosas, el capellán y el médico que constata la muerte. Todos contemplan su rostro al que las religiosas le atribuyen “una expresión de paz y felicidad indecibles”.

“Así termina su vida “el apóstol de América del Sur” – como llamaron algunos – en la Casa Madre de Chile, pero muy lejos de la Casa Madre de la Sociedad del Sagrado Corazón  en Francia”.

Después de 27 años de trabajo en Chile, Anna muere en Santiago a los 74 años de edad. Su cuerpo reposa a los pies de la imagen de la Virgen en el Mausoleo de las Religiosas del Sagrado Corazón de Jesús, Cementerio Católico, Santiago de Chile.

 

Fuente:

Extractos, libro "Educar a la Francesa" (Alexandrine de La Taille) 

Equipo de Comunicaciones

Provincia de Chile

 

comentar

Comentarios

Diseño Web - Posicionamiento Web - Sistema Web